Esta mañana me he levantado acojonado pensando que me había quedado dormido en algún rincón de la Estrella de la Muerte y que tenía a Darth Vader delante de mí, dispuesto a matarme.

Luego me he dado cuenta de que era yo, que llevo un trancazo que al respirar sueno como Darth Vader.

Éste es un nivel de resfriado por encima de Toser-como-un-viejo o estar-más-caliente-que-ésta.