futuro - Tienda de ultramarinos
logo Tienda de Ultramarinos
Etiquetas: futuro

Internet en la revolución democrática árabe

Es innegable el enorme impacto que internet, desde su masificación, está teniendo en todos los aspectos de la vida. Podría afirmarse, sin miedo, que no hay un solo campo que no haya revolucionado: sexo, publicación de noticias, comunicación, intercambio de conocimientos, innovación… y revoluciones. El papel de internet Las revueltas de estos días en países árabes, y la actitud de los gobiernos al respecto, me han parecido muy interesantes. He aquí algunos de los puntos más llamativos:

—Las manifestaciones del 25 de enero en Egipto se organizaron principalmente por Facebook y Twiter (también en el resto de países, léase ¿Existen las twitterrevoluciones?). Durante ellas, los propios manifestantes fueron informando en internet sobre cómo se sucedían, llegando a colgar videos sobre las mismas y sobre las cargas policiales. (nacion.com)

A raíz de ello, el gobierno bloqueó Twitter en Egipto (alt1040), pero fue insuficiente. Al día siguiente desconectaron internet en todo el país(El País) y bloquearon la telefonía móvil en las principales ciudades (Público), principalmente los sms.

WikiLeaks no podía faltar en este listado. Muchos medios se han hecho eco de que los cables diplomáticos filtrados a finales del año pasado dejaban en muy mal lugar al gobierno tunecino, destacando la corrupción del gobierno y comparando a su familia con una máfia de élite (El País, MailOnline), afirmando que si bien el detonante final fue la inmolación de Mohamed Bouazizi, las filtraciones habían aumentado el malestar contra el gobierno.

Egipto tampoco ha escapado de WikiLeaks (quince cables de noviembre/diciembre) y de hecho se han apresurado a publicar nuevas filtraciones muy jugosas durante los levantamientos (el 28 de enero). Por ejemplo, los planes de sucesión, en los que las fuerzas armadas apoyarían a Gamal Mubarak, el hijo del actual presidente, de modo que los militares garantizaran una “transición constitucional”. Más detalles en Wikileaks, con links a todos los cables sobre el tema. Otras filtraciones interesantes atañen a las torturas y brutalidad policial del régimen, y su abuso del Estado de Emergencia que lleva declarado cuarenta años. (Todas las filtraciones de El Cairo).

—En la otra punta del globo, es el gobierno chino quién se acojona y decide bloquear en sus fronteras cualquier información sobre las revueltas en Egipto (GurusBlog), no vaya a ser que sus ciudadanos se den cuenta de que es posible rebelarse ante las dictaduras.

—Pese a que se esté hablando de revolución democrática totalmente alejada del islamismo radical, Egipto también ha bloqueado el canal de noticias Al-Jazeera (CPJ.org) e Israel apoya al presidente Mubarak (El País) pidiendo a Europa y Estados Unidos que expresen también su apoyo.

Al hilo de lo anterior, ayer regresó a Túnez Rachid Ghanuchi, un líder islamista que llevaba 22 años en el exilio (El País) , y al que recibieron miles de entusiastas gritando “El pueblo musulmán no se rinde” entre los que había numerosas mujeres con el hiyab (perseguido en los últimos años por las autoridades). Mientras, una veintena apartada mostraba su inquietud con pancartas en las que se podía leer “Sí al islam, no al islamismo“. Veo que también se hacen la misma pregunta que yo en otros espacios: What’s behind the Egypt riots? Democracy or Islam?.

—Para terminar con este peliagudo último punto debo volver a WikiLeaks, y mencionar unas filtraciones que creo que aparecieron a finales de diciembre y principios de enero, en las que se desvela la cooperación de Egipto en los asaltos con Israel a la franja de Gaza.

Stanislaw Lem: Ciberíada y Solaris

Hasta hace un mes todo lo que sabía es que Stanislaw Lem era un autor clásico de ciencia-ficción, y que su novela Solaris una de las obras más famosas del género. Pero todavía no había leído nada.

Gracias a la Wikipedia he descubierto un detalle en el que no había caído hasta ahora: la grandísima mayoría de escritores de ciencia ficción son de habla inglesa. Stanislaw Lem, polaco, es uno de los pocos que ha conseguido la fama utilizando otro idioma.

Hace varios años compré (bueno, mi padre a petición mía) en el Círculo de Lectores una minicolección de tres libros clásicos de ciencia ficción. ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?, RUR Robots Universales Rossum, y Ciberíada. El primero no necesita presentación; el segundo ostenta el honor de ser el primer escrito en el que se utilizó el término Robot; y el tercero es el libro de Stanislaw Lem que leí hace un par de semanas.

Ciberíada es una sucesión de relatos cortos que narra las aventuras de Trurl y Claupacio, dos constructores especialistas en inventar cualquier tipo de artilugio que requieran las circunstancias, moldeando la materia a su gusto hasta el nivel atómico. Aquí tenéis el PDF.

Es un libro escrito con mucho humor por todas partes, provocado tanto por situaciones inverosímiles como por el abuso de terminología matemática y física sacada totalmente de contexto. En ese aspecto me ha recordado muchísimo a la forma de escribir de Terry Pratchett, del que ha tenido que ser una clara influencia. No vais a encontrar el humor constante y de carcajada limpia de Pratchett, pero si os ha gustado Mundodisco este libro no os puede defraudar.

Como ejemplo de verborrea matemática fuera de contexto, copio un fragmento en el que estudian cómo fabricar una máquina perfecta para que el rey Cruelio se divierta dándole caza (es un hábil cazador, por lo que les exige que se esfuercen al máximo e intenten hacer algo capaz de matarle a él mismo)

El rey galopaba sobre todos sus coeficientes de crueldad, se extraviaba en el bosque de signos séxtuples, volvía sobre su sus propias huellas, atacaba al monstruo hasta los últimos sudores y últimas factoriales; éste entonces se desintegró en cien polinomios, perdió una equis y dos ipsilones, se metió bajo la raya de un quebrado, se desdobló, agitó sus raíces cuadradas y ¡fue a dar contra el costado de la real persona matematizada! Se tambaleó toda la ecuación de tan certero que fue el golpe. Pero Cruelio se rodeó de un blindaje no lineal, alcanzó un punto en el infinito, volvió en el acto y ¡zas, al monstruo en la cabeza a través de todos los paréntesis! Tanto le arreó que le desprendió un logaritmo por delante y una potencia por detrás. El otro encogió los tentáculos con tanta covariante que los lápices volaban como locos, y ¡vuelta a darle con una transformación por el lomo, y otra vez y otra! El rey, simplificado, tembló del numerador a todos los denominadores, cayó y no se movió más.

Otra parte muy graciosa es cuando hablan sobre el estudio de los dragones. Todos estaban de acuerdo en que hay una probabilidad ridícula de que existan los dragones —por lo que no pueden estudiarlos—, de modo que Trurl y Caplaucio construyen una máquina que genere improbabilidades altísimas, tan improbables como para que aparezcan dragones en ese punto. Muchos años más tarde, Douglas Adams utilizaría un motor de improbabilidad infinita para desplazar la nave de su novela La Guía del Autoestopista Galáctico.

Además del humor, Ciberíada tiene su parte filosófica y de reflexión, como toda novela de ciencia ficción que se precie. Así, en un momento dado Trurl fabrica un mundo con sus habitantes en miniatura dentro de una bola de cristal, para que un rey desterrado pueda tener su reino y subditos. Cuando le cuenta su hazaña a Caplaucio, éste le recrimina haber “regalado” seres conscientes con sus sentimientos a un rey psicópata; terminando en un debate sobre la inexistente diferencia entre crear un ser consciente o haber evolucionado hasta él.

Otro punto interesante es cuando debaten qué fue antes, si el hombre o el robot, ya que a fin de cuentas son entidades inteligentes y conscientes y que lo importante es lo que son capaces de hacer, y no si a nivel profundo funcionan de manera orgánica o electrónica. O también cuando encuentran a la civilización más avanzada del universo, y están simplemente tumbados en el suelo sin hacer nada de su vida.

Tras terminar Ciberíada, y buscando otro libro por casa, encontré por casualidad Solaris, que ni sabía que lo teníamos, así que no dude en dejar de buscar y quedarme con éste.

Solaris es una novela que me ha fascinado desde el primer momento de empezar a leerla. No quiero dar ningún detalle que estropee la trama y la sucesión de acontecimientos que van teniendo lugar porque me parece que está magistralmente desarrollada.

Solaris es el nombre de un extraño planeta acuático que se mantiene en una órbita estable que viola todos los principios físicos conocidos por el hombre. La acción transcurre dentro de una base científica a la que el protagonista acude al principio del libro para colaborar en las investigaciones sobre el planeta, y no diré más. He leído por ahí un par de resúmenes y me ha indignado la cantidad de detalles que revelan alegremente, pero que Lem te va soltando con cuentagotas, siempre en el momento indicado.

Es Solaris una novela hipnótica y onírica, fascinante y aterradora. De prosa sencilla, que no simple, la complejidad de lo narrado por Lem deja el poso que sólo las grandes obras de arte dejan en la conciencia y el ánimo. Al terminar de leerla la inquietud de lo leído permanece en los recovecos del alma, recordándonos que el Universo, a fin de cuentas, pemanecerá siempre misterioso, y que la naturaleza, en su pasiva existencia, es tanto más aterradora en tanto en cuanto no se la puede vencer, en tanto en cuanto su inexorabilidad nos pone ante los ojos el espejo de nuestra propia insignificancia en el cosmos.

La novela empieza ya transmitiendo una sensación de claustrofobia que no abandonara el relato. El protagonista, Kelvin, entra en la cápsula que lo conducirá hasta el planeta Solaris, una cápsula pequeñísima y asfixiante. Lem establece ya el tono onírico que predominará en la novela, y que no hará otra cosa que aumentar a medida que progresa el relato.

Descripción sacada de Sitio de Ciencia Ficción. No recomiendo que entres si no has leído el libro, porque antes de esta crítica hay un resumen del libro.

Me ha encantado el ritmo de la novela, el dilema que planeta, la historia en sí. Un claro ejemplo de que los clásicos son clásicos por algo.

La carretera

Hace un par de semanas terminé de leer La Carretera, de Cormac McCarthy. Es un libro que alguien (no recuerdo quién) me recomendó hace varios años, pero todo lo que me avanzó sobre el argumento fue que trataba de un padre y un hijo caminando por una carretera. Nada más. Sonaba aburrido así que jamás me apeteció leerlo, hasta que recientemente vi el trailer de la película con Viggo Mortensen y me llamó mucho la atención. Estaba yo pensando en ello cuando un amigo, esa misma semana, me dijo: “Fíjate, casualidades de la vida, que justo me he terminado un libro esta tarde, he encendido la tele ¡y anunciaban una película basada en ese libro!“. Casualidades de la vida, pensé yo. Y le dije “¿La Carretera, no? Casualidades de la vida, yo también estaba pensando en ese libro“. Así que tras su recomendación no dudé en leerlo cuanto antes, para animarme a ver la película si me gustaba el libro.

La Carretera narra un relato desgarrador. Transcurre en un mundo desolado, no sé sabe cuánto tiempo atrás ni como, una Tierra reducida a cenizas con la inmensa mayoría de la población muerta. En comparación, Mad Max sería un paraíso despoblado y Waterworld el mundo colorido e iluminado totalmente contrario.

Empieza a medias, con un padre despertándose en mitad de la fría noche y comprobando que su hijo todavía sigue a su lado, vivo, respirando. El lector no tiene la certeza de qué está ocurriendo ni por qué, pero en seguida se ve atrapado por la continua lucha por la supervivencia a la que padre e hijo se ven sometidos en un mundo tan hostil.

No sólo todo está quemado y cualquier atisbo de civilización destruído, es que hace años de eso y no parece que las cosas vayan a mejorar. El mundo está cubierto constantemente por una capa de nubes y polvo que sólo permite adivinar la posición del Sol durante el día, y que provoca las noches más oscuras que haya conocido la Humanidad.

Y si resultase difícil sobrevivir en un entorno así, las pocas personas supervivientes han tenido que deshumanizarse y sacar sus instintos más básicos y feroces en la lucha por la supervivencia. Es un retrato del hombre en su estado más indefenso y salvaje que me ha recordado mucho al Ensayo sobre la Ceguera de José Saramago. En ambos relatos he encontrado el mismo tipo de escenas brutales, no aptas para las mentes más sensibles, que permiten reflexionar sobre lo frágil que es la mentira de la sociedad en la que vivimos, y hasta dónde puede llegar el ser humano para sobrevivir, cuánto puede dejar de ser humano.

El padre, junto al hijo —puede intuirse que tendrá en torno a los diez años, pero tampoco se sabe— están emprendiendo un peregrinaje hacia el sur, hacia la costa, para encontrar climas más suaves y cálidos, pues cada invierno es más crudo que el anterior. También buscan el mar, que históricamente tantos recursos ha otorgado al hombre, esperando que todavía quede algún atisbo de vida y pueda seguir siendo utilizado como fuente de alimentos. Lo hacen caminando a través de carreteras, último vestigio de un mundo perdido del que hasta los recuerdos empiezan a borrarse.

No quiero adelantar nada más de la historia. Es un libro corto, que se lee rápido porque no puedes dejar de seguir el ajetreado viaje del padre y el hijo. Un padre y un hijo anónimos, por una carretera que podría estar en cualquier país actual. Está escrito con un lenguaje premeditadamente frío y parco. Incluso las conversaciones son casi vacías y escasas. Querrían hablarse, pero no hay mucho que contar sobre el infierno en el que viven. El final no me convenció mucho, y al momento de terminar el libro tampoco me pareció algo increible; pero cada día que ha pasado desde entonces me ha cautivado más. Si entonces lo dejé como una simple buena lectura, hoy lo recomendaría.

La película no terminó de convencerme. Pese a ser mucho más fiel al libro que la mayoría de adaptaciones cinematográficas que podemos ver, le faltaba algo. Los actores lo hacían bien, y la escenografía estaba lograda, pero no transmite todos los detalles que transmitía el libro. Pese a ser breve y en un ambiente más o menos definido, es una historia difícil de llevar a la gran pantalla.

La angustia, la soledad, la desesperación y la lucha por la supervivencia que lees en cada página del libro no terminé de verlos bien plasmados en el cine. El padre constantemente palpando el pecho de su hijo para comprobar si sigue vivo cuando despierta en mitad de la noche; la preocupación obsesiva por cubrirse con plásticos y no mojarse (en un ambiente tan frío supondría una muerte segura); noches y noches durmiendo al raso, apretados para guardar el calor… pequeños detalles, en suma, que provocan que el lector comprenda mejor la situación de los personajes, y la viva como suya, pero que no se consiguen transmitirlos al espectador.

Predicciones de Ray Kurzweil para 2009 (Segunda parte)

still open -ul- still open -li- still open -ul- still open -li- still open -ul- still open -ul- still open -li- still open -ul-

Tras la primera parte, allá va otra valoración de algunas predicciones que Ray Kurzweil hizo en 1988 en su libro La era de las Máquinas Espirituales sobre temas tecnológicos e informáticos que deberían haberse realizado para 2009.

  • «Se habrá iniciado la investigación sobre la ingeniería inversa del cerebro humano por medio de escáneres destructivos de los cerebros de personas recientemente fallecidas y de escáneres no invasivos mediante imágenes de resonancia magnética de personas vivas.»
    • No he encontrado ninguna información ni noticias sobre escáneres destructivos. Noticias de escaneos no invasivos mediante EEG para estudiar el comportamiento del cerebro sí que he leído varias a lo largo del año, incluso aplicaciones prácticas.
    • Respecto a la investigación mediante ingeniería inversa, en 2005 comenzó un interesante proyecto llamado Blue Brain, al que durante 2009 se han incluido algunas universidades españolas (Cajal Blue Brain). En este proyecto pretenden crear una simulación (con ayuda de un supercomputador) del cerebro de los mamíferos a nivel molecular. Parecen estar centrándose en el cortex cerebral, común en todos los mamíferos y que supone el 80% de la masa cerebral humana.
    • Valoración: Sí y no.
  • «Aunque las escuelas aún no serán de última generación, la gran importancia de la computadora como herramienta de conocimiento estará ampliamente reconocida. Las computadoras jugarán un papel central en todas las facetas de la educación, al igual que en otras esferas de la vida.»
  • «La mayor parte de la lectura se realizará en pantallas, aunque la “base instalada” de documentos en papel será aún formidable. La generación de los documentos en papel estará menguando, no obstante, a medida que los libros y otros documentos del siglo XX sean rápidamente escaneados y almacenados. Los documentos de alrededor de 2009 llevarán frecuentemente incrustados imágenes en movimiento y sonidos.»
    • Para mí al menos es cierto. El tiempo que paso leyendo blogs y en la Wikipedia es muchísimo mayor que leyendo libros, pero no creo que esto se cumpla en la mayoría de mortales; aunque seguro que cada vez más gente lee el periódico en el ordenador (mis padres hace tiempo que ya no lo compran y ahora hasta leen varios distintos).
    • También es verdad que hay muchas iniciativas desde las administraciones públicas de reducir el uso y gasto de papel y redactar y compartir todo de forma digital, pero tampoco creo que la mayor parte de la lectura se realice en pantallas. Quizás si contamos comunicados e informes que ya no se envían por fax ni se imprimen, sino que se utiliza el correo electrónico, puede que se esté cumpliendo lo que decía Ray.
    • Desde los años 70 existía el Proyecto Gutenberg para digitalizar libros, aunque desde hace cuatro o cinco años se ha hecho bastante famoso Google Books, la iniciativa del buscador para digitalizar todos los libros del mundo. Por supuesto, ha generado mucha polémica desde el principio.
    • Sobre la fase final ¿Se refiere a un Powepoint? No sé si alguien se habrá colado al redactar este artículo, puesto que una predicción equivalente la hacía a finales de los 80 en La era de las máquinas inteligentes, y se interpretó que hablaba de la web. Esa afirmación es completamente cierta para casi cualquier documento visualizable desde el navegador.
    • Valoración: Sí y no.
  • «Las personas con discapacidad empezarán a superar rápidamente sus inconvenientes mediante la tecnología inteligente de 2009. Los estudiantes con problemas de lectura de forma rutinaria aminorarán su discapacidad mediante sistemas de lectura conversores de texto a voz.
  • «Las máquinas de lectura conversoras de texto a voz para ciegos serán ahora muy pequeñas, baratas, del tamaño de la palma de la mano, y podrán leer libros (los que aún existan en formato de papel) y otros documentos impresos, así como otros textos del mundo real tales como signos y visualizadores. Estos sistemas de lectura serán igualmente expertos en leer los miles de billones de documentos electrónicos que habrá disponibles de forma instantánea a través de la ubicua red mundial inalámbrica.»
    • El Voice Stick prometía ser bastante útil, pero tiene toda la pinta de haberse quedado en un simple prototipo (no he conseguido encontrar nada más reciente desde la presentación como diseño a mediados de 2008).
    • Sin embargo, unos meses después, el propio Kurzweill en un claro ejemplo de la cita de Alan Kay que dice que la mejor forma de predecir el futuro es inventarlo, presentó un programa con esa misma funcionalidad (información en español) para los teléfonos Nokia de última generación.
    • Y el mes pasado llegó el Intel Reader, un e-book de Intel que no sólo “lee” los archivos de texto que contenga, sino que también permite realizar fotos y transformar a voz las palabras que encuentre.
    • Valoración: Correcto.
  • «Tras décadas de tentativas inefectivas, se introducirán útiles dispositivos de navegación que podrán asistir a los ciegos para evitar obstáculos físicos en su camino, así como guiarse, usando la tecnología del sistema de posicionamiento global (GPS). Una persona ciega podrá interactuar con sus sistemas personales de lectura y navegación a través de una comunicación por voz bidireccional, a modo de perro lazarillo que lee y habla.
    • Debo reconocer que nada más leer esto ya pensé que esto ni de coña se había hecho ya, pero descubro que sí, y a patadas. El sistema TORMES que presentó la ONCE en 2003; el aparatoso prototipo (pero con toda seguridad mucho más certero y útil) que la universidad de Valencia presentó hace ahora un año; el GPS Kapten presentado por el cantante navarro invidente Serafín Zubiri a mediados del año apsado.
    • Valoración: Correcto.
  • «Las personas sordas o con problemas de audición llevarán frecuentemente máquinas que traducirán la voz texto, mostrando una transcripción en tiempo real o una persona animada gesticulando en el lenguaje de signos. Habrán eliminado el principal problema de comunicación asociado con la sordera, y también podrán traducir lo que se está hablando a otro idioma en tiempo real, así que las usarán frecuentemente las personas con audición también.»
    • En este caso sólo he encontrado aplicaciones directamente para ordenador, nada portátil como en el caso anterior para ciegos. Ya he reseñado antes el nivel de los CSR, así que no debería pasar mucho tiempo hasta que obtuviésemos algún gadget para ello (por lo menos para la conversión a texto, para el lenguaje de gestos ya es algo más costoso).
    • El tema de la traducción es algo que el Jibbigo ya hace en el iPhone, y que poco tardaremos en ver en los móviles de Google puesto que ya tienen la tecnología. Todo este tema ya lo conté en su día. Lo que está claro es que si traducen, pueden servir para mostrar el texto real, claro que lo único que he encontrado por ahora es una aplicación para móvil y no aparatos específicos.
    • Valoración: Sí y no.
  • «Se habrán introducido dispositivos de órtesis controlados por computadora. Estas “máquinas andantes” permitirán a los parapléjicos caminar y subir escaleras. Los dispositivos protésicos aún no serán útiles para todas las personas parapléjicas, ya que muchas personas discapacitadas físicamente presentarán articulaciones con años de falta de uso. Sin embargo, el advenimiento de esta tecnología motivará en mayor medida la sustitución de estas articulaciones.»
  • «Habrá una creciente percepción de que la ceguera, la sordera y el impedimento físico no producen desventajas. Los discapacitados describirán sus discapacidades como meros inconvenientes. La tecnología inteligente se habrá convertido en la gran niveladora de posibilidades.»
    • La verdad es que no he sido consciente de que haya habido un incremento de esa percepción en la sociedad; aunque bien es verdad que no tengo relaciones con ningún discapacitado. De todas formas, con las soluciones tecnológicas a todos estos problemas comentadas en los últimos tres puntos, estaba claro que esto iba a ser un mero inconveniente. Resulta obvio una vez tienes lo anterior.
    • No puedo dejar de recomendar la Ted Talk de Aimee Mullins, la bella atleta que ha sabido ver su ausencia de piernas como una ventaja en lugar de una discapacidad. Cito de la traducción de su charla: «Un miembro prostético ya no representa la necesidad de reemplazar una pérdida. Puede ser un símbolo que el usuario tiene el poder de crear cualquier cosa que quiera crear en ese espacio. De modo que gente que la sociedad antes consideraba discapacitada pueden ahora ser los arquitectos de sus propias identidades e inclusive continuar cambiando esas identidades al diseñar sus cuerpos desde una posición de poder».
    • Pese a las alentadoras palabras de Aimee, considero su situación como excepcional, y no como la representativa de la sociedad.
    • Valoración: ¿Incorrecto?
  • «La tecnología de traducción telefónica (donde hablas en inglés y tus amigos japoneses te oyen en japonés, y viceversa) se usará comúnmente para muchos pares de idiomas. Será una capacidad rutinaria de una computadora personal, que también servirá como teléfono.»
    • Otra vez podría responderse con el Jibbigo, pero no creo que se esté aplicando actualmente a una conversación en tiempo real, aunque no debería ser muy complicado conseguir que lo hiciera. La verdad es que tal y como está la tecnología actualmente, es raro que no exista ya.
    • Valoración: Incorrecto.

Resultados de esta tanda (sí y no se cuentan como un tanto en cada una).

Predicciones acertadas: 8

Predicciones falladas: 6

Predicciones de Ray Kurzweil para 2009 (Primera parte)

Desde el verano pasado estoy cada vez más fascinado con Ray Kurzweil. Llevo tiempo pensando en aprender algo más de él y dedicarle algún artículo en el blog aprovechando su espectacular trayectoria, pero todavía no me he puesto a ello. Sin embargo, en la Wikipedia están las predicciones que realizó en 1998 en su libro La Era de las Máquinas Espirituales, y hay un buen montón del 2009. Aprovechando que el año ha terminado recientemente, me he puesto a la tarea de hacer una valoración personal especificando si ha acertado o no. Ya escribí sobre dos inventos que me fascinaron y que justo él había predicho para diez años después, pero fue al revés de lo que me propongo ahora. En esa ocasión leí las noticias y vi que concordaban con las predicciones; ahora analizaré las predicciones y trataré de relacionarlas con alguna noticia.

Debo aclarar que esto es una observación totalmente personal y subjetiva, completamente vinculada a lo que conozco, de modo que puede haber muchos detalles que se me pasen por alto, y noticias de las que no me haya enterado. Es una ardua tarea porque he tratado de contrastar casi todo buscando en Google, pero no puedo dedicar una hora a cada caso, así que si en unas pocas búsquedas no encuentro nada, lo daré por inexistente. Como son muchas, y para no hacer posts excesivamente largos, iré publicándolas más o menos en grupos de diez.

Cada predicción, directamente copiada como está en el artículo de la Wikipedia, va seguida de algunas ideas y opiniones mías al respecto y mi valoración. He intentado utilizar tres: Incorrecto, Correcto y “Sí y no”. Creo que son bastante claras y es innecesario dar más explicaciones, vamos allá.

  • «Las personas usarán principalmente computadoras portátiles, que se habrán vuelto espectacularmente más ligeras y finas que las de diez años antes. Las computadoras personales estarán disponibles con muchos tamaños y formas, y frecuentemente estarán alojadas en la ropa y joyas como relojes de pulsera, anillos, pendientes, y otros ornamentos. Las computadoras con una interfaz visual de alta resolución variarán desde anillos, alfileres y tarjetas de crédito hasta el tamaño de un libro delgado.»
    • Indudablemente los portátiles han reducido increíblemente su tamaño, sólo hay que ver el MacBook Air, la increíble proliferación de NetBooks durante el último año, o el OLPC de finales de 2007. También dicen que 2010 será el año del e-Book (salvo en España, claro), especialmente a raíz de las alucinantes ventas de Amazon estas navidades. También, desde que salió el iPhone hace tres años, se ha disparado la oferta y venta de pequeños móviles que son, casi a todos los efectos, mini-ordenadores personales. Claro, que de ahí a computadoras como anillos o alfileres hay un trecho.
    • Valoración: Sí y no.
  • «Las personas típicamente tendrán al menos una docena de computadoras sobre y alrededor de sus cuerpos, que estarán conectadas por red local. Estas computadoras proporcionarán facilidades similares a teléfonos móviles, mensáfonos y navegadores, proporcionarán identidad automática (para conducir transacciones comerciales y permitir la entrada en zonas seguras), direcciones de navegación, y otros diversos servicios. »
    • Además del teléfono móvil se me ocurre un reproductor MP3, una memoria USB, el GPS, cámara fotográfica, e-book (aunque no es algo tan común), videoconsolas portátiles, y el DNIe del cual hace poco repartieron los primeros lectores para la población. Quizás tarjetas con chips RFID pudieran entrar en esta categoría. Pero desde luego, casi ninguno de ellos está conectado en red con nada más y no sé si todas estas “computadoras” que una persona podrá llevar alrededor de sus cuerpos son exactamente a lo que se refería Ray.
    • Valoración: Incorrecto.
  • «Para la mayoría, estas verdaderas computadoras personales no tendrán partes móviles. La memoria será completamente electrónica, y la mayoría de las computadoras personales no tendrán teclados
    • Si hablamos de teléfonos móviles, es una verdad como un templo. Pantallas digitales y memorias flash. Y si por “computadora personal” entendemos cualquiera de los objetos mencionados en el punto anterior, también se cumple.
    • Respecto a la memoria, todavía siguen muy vigentes los discos duros convencionales, tanto en equipos de sobremesa como en portátiles. Aunque bien es verdad que la mayoría de NetBooks cuentan también con memorias flash; pero desde luego siguen teniendo teclado.
    • Valoración: Sí y no.
  • «Las memorias rotatorias (discos duros, CD-ROM, DVD) estarán en camino de desaparecer, aunque estas memorias magnéticas se usarán aún en computadoras de servidores con grandes cantidades de información almacenada. La mayoría de los usuarios tendrán servidores en sus hogares y oficinas en las que almacenarán grandes cantidades de “objetos” digitales, incluyendo su software, bases de datos, documentos musicales, películas, y entornos de realidad virtual (aunque éstos aún estarán en una etapa temprana de desarrollo). Serán servicios para mantener los objetos digitales propios en repositorios centrales, aunque la mayoría de la gente preferirá mantener su información privada bajo su propio control físico.»
    • Por mi parte es cierto que cada día utilizo menos los DVD (y mucho menos los CD) pero no he visto por ningún lado que puedan estar camino de desaparecer. En todo caso estos soportes podrían desaparecer a favor de los discos duros (cada día vale menos la memoria, se hace casi innecesario grabar cds pudiéndolo guardar todo en un disco duro).
    • Durante el año pasado la palabra de moda en informática fue “Cloud Computing” y “The Cloud”, el primero como una forma de hacer cálculos masivos en paralelo sin tener la infraestructura, y el segundo como un todo de internet en el que almacenar la información y que además sea un proveedor de servicios.
    • Valoración: Sí y no.
  • «Los cables empezarán a desaparecer. Las comunicaciones entre componentes, tales como dispositivos de puntero, micrófonos, pantallas, impresoras, y el teclado ocasional, usarán tecnología inalámbrica de corta distancia.»
    • Todavía no he visto pantallas ni impresoras inalámbricos, pero probablemente existan. Con el resto de componentes está claro que hace mucho que existen alternativas sin cables cada vez más usadas. La predicción dice que empezarán a desaparecer, por lo que es válida.
    • Valoración: Correcto.
  • «Las computadoras incluirán rutinariamente tecnología inalámbrica para conectarse a una omnipresente red mundial, proporcionando comunicación de gran banda ancha disponible instantáneamente y fiable. Los objetos digitales tales com libros, álbumes musicales, películas y software se distribuirán rápidamente como archivos de datos a través de la red inalámbrica, y típicamente carecerán de un objeto físico asociado a ellos.»
    • Es un libro de 1998, así que para entonces internet ya era una “omnipresente red mundial”, de modo que no sé si realmente se refiere a esto. Quizás debido a que todavía no se había diseñado el Wi-Fi no era una red del todo omnipresente, pero ya hace años que en cualquier lugar que enciendas una antena capturas más de media docena de redes, abiertas o no. Y desde luego todo ordenador comprado ahora dispone de su antena receptora.
    • Es cierto que casi cualquier película, libro, música y software puede descargarse rápidamente desde internet, aunque en la actualidad sí que existe un objeto físico asociado al 95% de ellos.
    • Valoración: Correcto (con un pequeño matiz).
  • «La mayor parte del texto se creará mediante software de reconocimiento continuo de la voz (CSR), aunque los teclados se seguirán usando. El CSR será muy preciso, bastante más que los transcriptores usados sólo unos pocos años antes.»
    • Justo hace mes y medio publicaba una entrada maravillado con lo bien que funcionaban los CSR ahora. Pero en lo que desde luego se equivocaba es en que la mayoría del texto se crease con este sistema. El teclado sigue siendo más rápido y fiable en prácticamente todos los casos.
    • Valoración: Sí y no.
  • «También estarán por todas partes las interfaces lingüísticas del usuario (LUI), que combinarán CSR y comprensión natural del lenguaje. Para tareas rutinarias, tales como transacciones comerciales simples y solicitudes de información, los LUI serán bastante sensibles y precisos. Tenderán a estar, no obstante, estrechamente enfocados en ciertas tareas específicas. Estarán frecuentemente combinados con personalidades animadas. Interactuar con una personalidad animada para realizar una compra o hacer una reserva será como hablar con una persona mediante videoconferencia, excepto por el hecho de que la persona estará simulada.»
    • Creo que el ejemplo más claro y famoso de lo que menciona es Anna, la ayudante virtual de la web de Ikea. Existen varios Asistentes Virtuales Semánticos o Presentadores Interactivos, probablemente bastante precisos en sus respectivos campos. Sin embargo, por ahora parece ser que la mayoría funcionan prácticamente sólo mediante texto, y no reconociendo preguntas formuladas por voz. Existen en varias webs, pero no “están por todas partes”.
    • Valoración: Sí y no.
  • «Las pantallas de las computadoras tendrán todas las cualidades visuales del papel -alta resolución, alto contraste, grán ángulo de visión, y ausencia de parpadeo. Los libros, revistas y periódicos se leerán ahora de forma rutinaria en pantallas que serán del tamaño de, por ejemplo, libros pequeños.»
    • Volvemos a los e-books, que gracias a la tinta electrónica tienen prácticamente todas las cualidades del papel (salvo el olor, claro, por eso especifica visuales) y además esta tecnología apenas gasta energía (sólo para el paso de hoja), lo cual creo que es la referencia al parpadeo.
    • Todas esas propiedades no las cumplen el resto de computadoras, y ni siquiera los e-books se han popularizado tanto como para dar por buena la segunda afirmación. Quizás en un par de años sí, tras el boom del libro electrónico que todo el mundo dice que habrá en 2010.
    • Valoración: Incorrecto.
  • «También se usarán pantallas dentro de gafas. Estas gafas especiales permitirán a los usuarios ver el entorno visual normal mientras que crean una imagen virtual que parecerá sostenerse en frente de ellos. Estas imágenes virtuales estarán creadas por un pequeño láser montado dentro de las gafas que proyectará las imágenes directamente sobre la retina del usuario.»
    • Quizás Kevin Warwick tenga algo de esto, pero no es una tecnología que esté en el mercado a manos de cualquiera.
    • Valoración: Incorrecto.

Resultados de esta tanda (sí y no se cuenta como un tanto en cada una).

Predicciones acertadas: 7.

Predicciones falladas: 8.

En unos años podremos manipular el cerebro

Buescando otro artículo que leí la semana pasada, acabo de leer por casualidad (un título atractivo) la entrevista Leeremos y manipularemos el cerebro como queramos que Gabriela Cañas realizó a Carlos Belmonte y que fue publicada el domingo pasado en El País Semanal.

Carlos Belmonte es catedrático de Fisiología y fundador del Instituto de Neurociencias de Alicante, del que fue su director hasta hace dos años. Además de estar al tanto de toda la investigación más puntera del cerebro, también parece ser una eminencia en el conocimiento de qué es el dolor. Sobre este tema concreto he encontrado otra interesante entrevista del 2006 en la que afirma, entre otras cosas, que «es verdad que vivimos instalados en una sociedad hedonista: no queremos que nos duela nada. Y en parte está bien, ya que creo que el dolor, una vez que te ha avisado de que existe una lesión, debe eliminarse».

En la entrevista publicada en El Pais Semanal, también comienza hablando del dolor, pero rápidamente pasa a reseñar lo mucho que está avanzando la investigación del cerebro y cosas que podremos hacer pronto con total seguridad como el borrado de recuerdos que trataba Eternal Sunshine of the Spotless Mind y que en el 2004 parecía una auténtica obra de ciencia ficción. Carlos Belmonte dice:

«Ya se está aplicando al estrés postraumático con gente que ha participado en guerras como las de Irak o Afganistán. Ese síndrome impide dormir a la gente, que se despierta horrorizada porque el cerebro conserva las experiencias más traumáticas para poder evitarlas en el futuro. Gracias a ello hemos sobrevivido a nivel evolutivo. Para esa gente se ha encontrado el remedio: borrarles selectivamente ese recuerdo. El debate ético a plantear es dónde poner los límites.»

Me ha llamado también la atención la forma científica de definir la madurez de una persona, y que explica por qué en la mayoría de sociedades se alcanza el “estatus” de adulto de los 18 a 21 años. Es debido a que «hay una zona del cerebro, la corteza orbitofrontal, que es la última en desarrollarse y es ahí donde se establecen los circuitos que inhiben conductas impulsivas y que determinan nuestras valoraciones éticas y nuestra empatía emocional con otros. A los 18, 19, 20 años de un individuo, todavía se está engrosando esa zona cerebral». Así, no tiene ningún sentido reducir el margen de edad en el que se mueven los niños simplemente por motivos sociales o éticos, sino que se trata de un hecho puramente científico. Por mucho que un niño ahora se forme intelectualmente antes que hace unos años, todavía le queda a su cerebro un trecho por terminar de alcanzar la madurez a la hora de aceptar responsabilidades.

Otro comentario suyo me ha recordado a los temas tratados por John Searle en su ensayo sobre el libre albedrio que recientemente leí:

«Le voy a poner otro ejemplo de los desafíos a los que nos enfrentamos. El sentido de la responsabilidad es un concepto muy discutible en términos neurológicos. Hay un experimento también increíble. [Se ríe]. Se pone a prueba a una persona para que elija entre salvar a un niño o salvar a diez ancianos. No puede hacer ambas cosas a la vez. Pues bien, registrando la actividad cerebral de la persona que va a decidir, sabemos 100 milisegundos antes de que lo haga que va a salvar al niño o a los ancianos. Podemos saberlo e incluso estimularle de manera que tome una decisión distinta. En los dos casos, el individuo aportará una explicación racional a posteriori sobre la decisión tomada.»

Da mucho que pensar sobre cómo funciona el cerebro y nuestra concepción de la realidad. ¿Acaso tomamos decisiones por algún motivo que no conocemos, y luego tratamos de darles una explicación racional acorde a premisas que sí conocemos? ¿Es un mecanismo de defensa buscando alguna paz interior? Me parece un planteamiento muy interesante.

Nanobots en nuestro cerebro

Ya escribí la semana pasada sobre un par de predicciones que Ray Kurzweil hizo hace más de diez años y que empiezan a cumplirse, y hoy he visto un episodio de Redes en el que Eduard Punset le entrevista y quiero poner aquí su visión de nuestro futuro dentro de 20 años. Lástima que a mitad programa pongan un estúpido video preparado para ello, he echado en falta más trozo de entrevista. Ahí también enlazan a la transcripción en pdf, de la que he copiado el siguiente texto. El futuro que propone me parece tan apasionante…

Pero lo importante es que empezaremos a ponerlos [los ordenadores] dentro de nuestros cuerpos y cerebros para mantenernos sanos. Tendremos nanobots (dispositivos del tamaño de glóbulos rojos) que nos mantendrán sanos desde dentro. Si esto suena muy futurista, déjame decirte que hoy en día, ya hay docenas de experimentos que lo han hecho con animales, con la primera generación de dispositivos. Los científicos trabajan para curar la diabetes de tipo 1 en ratones con dispositivos del tamaño de un glóbulo rojo, pronto empezaremos a controlarlo… Hay ya un dispositivo de este tamaño que puede detectar las células cancerígenas y destruirlas. Por ahora solamente son experimentos, pero a finales de la década de 2020 tendremos este tipo de dispositivos circulando por la sangre para mantenernos sanos desde dentro. Y si ahora vamos más adelante, hasta la década de 2030, tendremos estos componentes en el cerebro, e interactuarán con nuestras neuronas biológicas.

Ya hay personas que son ciborgs, que tienen máquinas en el cerebro… por ejemplo, pacientes de Parkinson que llevan un dispositivo del tamaño de un guisante que sustituye las neuronas destruidas por la enfermedad. Y funciona como la región cerebral original. Y la última generación de este implante cerebral (ahora están en la cuarta generación) permite descargar nuevo software para el ordenador en el interior del cerebro desde fuera del paciente. La generación anterior no lo permitía. ¡Y esto es algo que ya se puede hacer en la actualidad! No tiene el tamaño de un glóbulo rojo, sino de un guisante, y por tanto tiene que implantarse con cirugía, pero si seguimos avanzando así veinte años… otra tendencia exponencial es que estos dispositivos son cada vez más pequeños.

Además, cuando queramos crear una realidad virtual, los nanobots desconectarán las señales procedentes de nuestros sentidos reales, y las sustituirán por las señales que el cerebro recibiría si estuviéramos realmente en el entorno virtual… y sentiremos realmente que estamos en ese entorno virtual. El diseño de nuevos entornos se convertirá en una nueva forma de arte… y no solamente será visual o auditivo, también táctil… implicará todos los sentidos…

Hologramas táctiles

Flipo, al leer estos días sobre varios temas, me topé con Raymond Kurzweil, el gran profeta del mundo de la informática. Escribió un libro en los 80 con un montón de predicciones (no muy obvias) para finales de los 90 y se cumplieron la mayoria. Quiero dedicar un post entero a este hombre, porque es increible, así que no me extenderé. Escribió otro libro en el 98 explicando cómo veía el futuro, y los hitos que habríamos alcanzado para 2009, 2019 y 2029 y los estuve leyendo hace un par de días. Hay dos que me llamaron especialmente la atención, fechados para 2009:

La tecnología del tacto estará apareciendo y permitirá a las personas tocar y sentir objetos y otras personas a distancia. Estos dispositivos de fuerza y retroalimentación se usarán en juegos y en sistemas simuladores de entrenamiento.

Se habrán introducido dispositivos de órtesis controlados por computadora. Estas “máquinas andantes” permitirán a los parapléjicos caminar y subir escaleras. Los dispositivos protésicos aún no serán útiles para todas las personas parapléjicas, ya que muchas personas discapacitadas físicamente presentarán articulaciones con años de falta de uso. Sin embargo, el advenimiento de esta tecnología motivará en mayor medida la sustitución de estas articulaciones

Las personas con daños en la médula espinal podrán caminar y subir escalones mediante estimulación nerviosa controlada por computadora y andadores robóticos exoesqueléticos. (2019)

Las dos últimas por más o menos la misma, aunque la tercera sea de las predicciones para 2019. La cosa es que son casi lo más exagerado que dice y para ahora mismo, y cuando lo lees piensas que se ha flipado demasiado…

¡Pero justo esta semana por las noticias sacaron un exoesquelético robótico para ayudar a andar a gente con problemas de movilidad en sus piernas!

robot_web

El artículo en diferentes medios: El Mundo, Terra Tecnología, Univisión.

¿Y el otro? Pues acabo de entrar a leer Pasa la vida, y en su última entrada he descubierto un vídeo que me ha dejado anonadado.

¡Ultrasonidos que generan presión a distancia! Sin lugar a duda es el comienzo de las tecnologías del tacto. Estamos en las puertas del futuro.